Organización de la Iglesia

Organización de la Iglesia

Tema

Oficinas Generales

La Iglesia es dirigida por 15 apóstoles. El apóstol de más antigüedad es el presidente de la Iglesia, y él selecciona a otros dos apóstoles para que sean sus consejeros. Éstos tres conforman la Primera Presidencia, la cual es el máximo cuerpo gobernante de la Iglesia. Otros doce conforman el Quórum de los Doce, que es el segundo cuerpo gobernante de la Iglesia. Juntos, la Primera Presidencia y los Doce, supervisan a toda la Iglesia. Los miembros de la Iglesia sostienen que esta estructura organizativa se originó en el Nuevo Testamento.

 

Los miembros de la Iglesia consideran a todos los apóstoles como “testigos especiales” de Jesucristo alrededor del mundo. Ellos viajan con frecuencia para ofrecer discursos de motivación ante vastas congregaciones de miembros y no miembros interesados, además de reunirse con los líderes de la localidad.

Los líderes llamados setentas —otro oficio que se menciona en el Nuevo Testamento— ayudan a los Doce Apóstoles y sirven en diversos lugares del mundo. Actualmente existen ocho quórumes de los Setenta. Cada quórum puede tener hasta 70 miembros. A algunos setentas se les asignan funciones administrativas en las Oficinas Generales de la Iglesia, pero la mayoría de ellos vive y trabaja en alguna región geográfica específica de la Iglesia.

Véase también: “Cómo es elegido el presidente de la Iglesia”.

Congregaciones locales

Al líder de una congregación se le llama obispo. A su “parroquia” administrativa se le llama barrio.

Un grupo de barrios integran una estaca, y el líder de la estaca es el presidente de estaca. El término “estaca” no se encuentra en el Nuevo Testamento, pero se toma de la imagen de una tienda del Antiguo Testamento en la cual la “tienda”, o la Iglesia, es sostenida por estacas de apoyo.

Los presidentes de estaca y los obispos son los líderes con los que más comúnmente se relacionan los miembros de la Iglesia en general. Estos líderes no son asalariados y poseen una gran autonomía local.

Los propios miembros son los que dedican el tiempo y el esfuerzo necesarios para administrar la estaca o el barrio, y para satisfacer las necesidades de los miembros. Los líderes locales les piden a la mayoría de los miembros que colaboren en funciones específicas, y los deberes que realizan son administrativos, didácticos o de servicio. Estas responsabilidades se rotan de vez en cuando. Los obispos suelen servir en su puesto por unos cinco años y los presidentes de estaca alrededor de nueve años.

Organizaciones de apoyo

La Iglesia proporciona organizaciones auxiliares locales llamadas la Sociedad de Socorro, la Escuela Dominical, los Hombres Jóvenes, las Mujeres Jóvenes y la Primaria.

La Iglesia administra un sistema educativo, un programa de bienestar y un programa misional.

Nota sobre la Guía de Estilo:Al publicar noticias o reportajes sobre La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días, tenga a bien utilizar el nombre completo de la Iglesia la primera vez que la mencione. Para más información sobre el uso del nombre de la Iglesia, visite nuestraGuía de estilo.